Posted on Leave a comment

Posiciones del Kamasutra 11 a 20

El Kamasutra es una forma de expresión y sensación sexual, donde la pareja se vuelva y se concretan todos aquellos deseos que nos enloquecen, y es que en sí, es lo que buscamos conseguir ese momento especifico donde puedes ser una persona libre de prejuicios y sentimientos, solo abocada a recibir y dar placer.

Hay posturas de sexo del Kamasutra que se pueden practicar por toda la casa, veras el sexo no tiene por qué delimitarse solo a la habitación, y ¡mucho menos a la cama! Si quieres dar un punto extra de morbo o un punto picante a tu relación de pareja, observa estas posturas que traemos para ti:

11.-Árbol prohibido

¿Alguna vez has soñado con comer el fruto del árbol prohibido? Si uno de los dos puede hacer el pino, ofrecerá a su pareja una posición sexual inaudita para probar el fruto secreto. El árbol prohibido es una forma inusual y algo acrobática de probar el sexo oral. Si es el hombre el que hace el pino contra la pared, la mujer se sitúa enfrente a buena altura, ayudándole a mantener el equilibrio. Nada impide que se inviertan los roles en el árbol prohibido.  Dependiendo de quién se sitúe boca abajo llevaremos a cabo una felación o un cunnilingus, cuyos secretos explicamos en otras diapositivas.

12.-Las viñas enlazadas

En la posición de las viñas enlazadas, la penetración se efectúa sobre el costado, cara a cara, y permite unas variaciones interesantes. La pareja puede enlazar sus cuerpos apretando el pecho del uno contra el otro o, bien, separarse, acariciarse los senos y besarse en la cara y el cuello.

Al quedar las piernas estiradas la penetración será menor que en aquellas posturas en que quedan flexionadas. Si se busca aumentar el placer ella puede apretar los muslos, experimentando así  nuevas sensaciones en los labios y el clítoris. Se disfrutan momentos de sexo tranquilo, rescostado e intimista.

13.-El abrazo del panda

Para unirse en este abrazo del panda, hombre y mujer se acuestan en toda su longitud, frente a frente pero pies contra cabeza. El rostro de ella frente a las piernas de él y viceversa. Una posición riquísima en sensaciones. El hombre tiene las manos libres para recorrer la parte inferior de su pareja, acariciándola, ya que la bocas de los amantes quedan muy lejanas. Si ella lo desea, se puede aprovechar la ocasión para estimular la zona anal o bien penetrar con un dedo el ano, lo que multiplicará por dos la excitación de su pareja.

14.-La bella dormida

Mientras la amada duerme, ¡resucitar su sexo a placer es pura felicidad para el amante! ¡Y qué deliciosa sorpresa, para aquella que se despierta, de sentirse inundada de deseo, con el cuerpo ya ocupado por su hombre! Él se cuidará de excitarla poquito a poco para que el despertar sea lo más suave posible. Cuando despierte estará inundada de placer y totalmente excitada, lista para acoger el sexo de su príncipe en su interior.

15.-Las cucharas

La pareja se echa de costado, el hombre detrás de la mujer, colocada en posición fetal, penetrándola por la vagina. Si él se pega a la espalda de su compañera, se percibe claramente la imagen de dos cucharas encajadas. No hay nada mejor que esta postura para disfrutar de una penetración cómoda y cariñosa. Él rodeará con sus brazos a ella, que se sentirá totalmente arropada y querida por su pareja. A pesar de la ternura del momento, las cucharas ofrecen posibilidades de penetración muy profundas ¡Es cuestión de explorarlas! El grado de penetración depende del ángulo formado entre el glúteo y la rodilla de la mujer, que podrá aumentarlo o disminuirlo  a su antojo.

16.-La unión de loto

La posición del loto es considerada como la “favorita de los amantes” por Kalyanamalla, el autor de la obra erótica india Ananga Ranga.  Él se arrodilla y ella aprovecha para sentarse encima de su pene, rodeando con sus piernas el cuerpo de su pareja. Es interesante practicarla en una superficie más dura que la cama, para controlar mejor los movimientos y la penetración. Para los más arriesgados, proponemos experimentar la unión del loto encima de una silla.

17.-El amante tierno

Sí lo que buscamos es unir placer y complicidad esta es la postura perfecta. El amante tierno facilita un contacto físico muy fuerte, acompañado de placer y momentos tiernos. Se trata de unir el amor con el placer carnal. Él, de rodillas, espera a que ella se siente en su regazo estirando las piernas, tocando el suelo con las plantas de los pies. Él ayuda a mantener el peso agarrándola por los brazos y equilibrando la postura.  Inicia el balanceo, manteniendo en alto la cintura de su pareja y dando besos húmedos en su vientre.

18.-El escondite

Saber desnudar y desnudarse siempre ha sido todo un arte. El striptease de un miembro de la pareja es un preliminar perfecto. La ropa llena de botones o difícil de quitar acabará con la paciencia de tu amante, que estará más que excitado cuando acabes el espectáculo. No olvides que cuantas más prendas te pongas ¡más fuerte será su deseo! Y, mejor el sexo que seguirá al striptease.

19.-El culeo

Culear significa tener sexo en algunos países de América Latina, como Argentina, Chile y Colombia. De ahí deriva, la postura que aparece en la imagen: el culeo. Aquí la mujer hará movimientos como para dar volteretas, mientras es penetrada. ¿Preparados para el sexo acrobático?

20.-Variaciones de pies contra cabeza

El 69 es fuente infinita de variaciones. En lugar de practicarlo tumbado y relajado, los adeptos prefieren jugar con las tensiones musculares y los estiramientos, que amplían el goce al momento del orgasmo. La imaginación y tu musculatura están al servicio del placer.

Para disfrutar del sexo oral es fundamental que te sientas cómoda y aceptes tu desnudez sin complejos.  Si ya has probado el sexo oral y no te ha gustado debes darle una nueva oportunidad, porque quizá estés perdiéndote todo un universo de sensaciones sexuales.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *